Sobre el efecto del componente literario en la felicidad

Autor: David Blanco

Seríe: Diálogos con el Maestro Pei Di

Lugar: Taller caligráfico en Santiago de Chile

La idea del presente texto es describir desde el enfoque budista y filosófico del Maestro Pei Di, cuáles son los elementos y la descripción que componen la fórmula de la felicidad (A-FUNDAMENTOS) y como el componente literario está presente en la misma (B-CUESTIONES). Todo comentario por parte de los lectores/as será bien venido, la idea es poder conformar un debate constructivo en torno al tema expuesto.

——-

A-FUNDAMENTOS (enfoque de los elementos básicos que componen la fórmula de la felicidad desde una perspectiva budista)

Maestro Pei Di:

La fórmula de la felicidad según Eduard Punset está conformada por los siguientes elementos:

Felicidad[1] =

E ( M + B + P )  / R+C

Denominador; reductores y cargas.

R- Factores reductores

  • Ausencia de desaprendizaje. La confesión del error es como una escoba, que quita el polvo y deja el suelo más limpio.
  • Recurso a la memoria grupal. Necesaria para poder reconocerse como inserto dentro de una misma comunidad pero pesada carga si se recurre a ella de forma periódica y regular en exceso.
  • Inferencia con procesos automatizados. En este punto mejor darle paso a las máquinas.
  • Predominio del miedo. Cuando no se tiene domínio de sí mismo, cuando se deja ser conducido por el deseo y el ego es constantemente retroalimentado.

C – Carga heredada

  • Mutaciones lesivas. Se producen y se trasnmiten a nivel de ADN, pueden trasladarse de generación en generación, aparecer por el Karma propio de la persona.
  • Desgaste y envejecimiento.
  • Ejercicio abyecto del poder político. Un líder ha de tener dominio completo sobre sí mismo. Ha de recordar que ojo por ojo y el mundo acabará ciego, que el primer deber es proteger a los débiles, no vejar ninguna conciencia humana aplicando el principio de Kant: “obra de tal manera que tus actos puedan constituirse en Ley Universal”.
  • Estrés imaginado e inducido. La enfermedad es el resultado no sólo de nuestros actos, sino de nuestros pensamientos.

Numerador; el motor de la vida y sus factores significativos.

E – Emoción al comienzo y al final del proyecto. Se trata del gran efecto multiplicador, la sal de la vida, aquello que nos motiva, mueve e impulsa. Resulta un factor clave en la fijación de conocimiento, en la creación de nuevos conceptos y es el motor que ayuda en el inicio del destronamiento de lo que ya es aceptado.

M – Mantenimiento y atención al detalle. El objetivo principal de la vida es vivir, pensar y actuar con rectitud. Cuando toda la atención se centra en el cuerpo, el alma languidece. Una vida sin reflexión es una vida animal.

B – Disfrute de la búsqueda y de la expectativa. La mente es como un pájaro inquieto, como un caballo desbocado: cuanto más le das, más quiere.

P – Relaciones personales. Son fundamentales para disminuir nuestro estrés (siempre que estas sean sanas), para disfrutar de las cosas en la vida, para recibir soporte. Conforman la malla de seguridad de cada persona y resultan fundamentales para alcanzar el equilibrio interno de la persona.

 


B- CUESTIONES (planteadas al Maestro Pei Di)

 

VERDE LUNA: El desaprendizaje es un elemento corrector de los factores reductores. ¿La literatura puede aportar elementos que consoliden el proceso de desaprendizaje? ¿En qué medida?

Maestro Pei Di:

Desaprender supone liberarse de una pesada carga que nos permite caminar más livianos. Se pueden desaprender mañas, costumbres, hábitos, ideas preconcebidas, idealizaciones, programaciones, visiones de la vida, cultos, pensamientos, rutinas… desaprender supone modificar la ruta y el flujo a través del cual construimos nuestra visión de la realidad.

Leer nos ayuda a desaprender, nos desestructura, aporta nuevas experiencias (nunca vividas), conocimientos (rebatiendo ademas los que ya se tenían), enfoques, interpretaciones de la realidad que nos orientan ayudándonos a reducir el estrés y ansiedad que a menudo acumulamos durante nuestras vidas ordinarias, lo que eventualmente redunda en una mejora generalizada de la salud física, mental y espiritual de la persona.

Tan fuerte es su impacto que en muchas ocasiones a lo largo de la historía tanto occidental como oriental quemar libros se convirtió en uno de los primeros objetivos de todo régimen represor, instrumentos políticos como la Inquisición, monarca, reyes, emperadores, shogunes y pretendidos hijos del Cielo (como Felipe II con su prohibición sobre los manuales de alquimia aplicable en toda España) y cualquier tipo de sistema en el que el control más absoluto de mentes y corazones fuera prioridad.

Desde el punto de vista del lector, del demandante, del consumidor de contenidos, no solo estaba prohibido adquirir nuevo conocimiento sino también desalienarse, pensar de forma diferente y actuar de forma diferente.

Si de forma complementaria se emplea la escritura podremos cerrar un circulo perfecto, ya que es uno de los mejores sistemas para poder dejar inserto en la memoria grupal, en la sociedad nuestra propia experiencia, una marca de lo que fuimos, la esencia de la experiencia vital en este mundo.

 

VERDE LUNA: Basándonos en la estructura planteada. ¿La literatura aporta o puede aportar elementos diferentes a un escritor y a un lector? ¿Cuáles son los lugares comúnes del escritor y del lector?   

Maestro Pei Di:

El libro o cualquier otra entidad matérica que contenga la obra del escritor o artista narrativo sería el primer lugar común de encuentro e interaccción entre quien transmite su obra y quien la recepciona.

¿Qué diferencia y qué similitudes existen por ejemplo existiría entre la obra de un Shakespeare y un Blansky?

Independientemente de que estos sean o no de una misma nacionalidad ambos autores son a mi modo de ver muy similares:

Uno empleo la pluma y el otro el grafitti como medio de transmisión del contenido que quieren comunicar a una audiencia universal.

Blansky emplea un medio gráfico, que plasma físicamente en un espacio público con el objetivo de comunicar, de emocionar, de denunciar, de darle la vuelta a una idea, a algo que se pensaba que era de una manera. Aporta un nuevo enfoque, quizás solo el suyo íntimamente pero consigue que en parte una comunidad entera lo adopte como suyo a portando transformando un desaprendizaje que podía ser individual en un desaprendizaje colectivo visible a los ojos de todo el mundo. Sí, pinta grafittis ¿pero desde el mismo momento en que estos son insertos en libros ya no se transforman también en literatura?

Shakespeare emplea también un medio gráfico, la escritura tiene su origen en el medio gráfico, en las primeras pinturas de las cavernas. Son una evolución lógica y natural del mismo.

 

VERDE LUNA: ¿El proceso de creación o de disfrute literario existen en proporciones semejantes emoción, disfrute y búsqueda, mantenimiento y atención al detalle

          Maestro Pei Di:

Por supuesto. Al crear una obra literaria se disfruta / sufre casi en la misma proporción a la hora de enfrentarse a la hoja en blanco, principalmente se disfruta del proceso. Otro momento bien interesante es el relacionado con las opiniones de los lectores, es indudable que toda obra acaba siempre en la mente del lector y no antes. Una obra en la que se mantiene adecuadamente la atención al detalle (lo que incluye la consideración y respecto por el lenguaje que se empleará en el texto), es una obra que seguramente tendrá éxito. El éxito de la obra literario añade un componente extra de felicidad, es así.

Al leer la obra debe aportar, debe incentivar, debe ayudar como lector a la desconexión al viaje y a la fusión con la obra. Esto resulta fundamental ya que según plantea el budismo a la vida venimos principalmente a dos cosas: amar y conocer. Estos dos puntos pueden ser alcanzados, pueden ser potenciados a través de una lectura. Es más, hay obras que pueden llegar a orientar o incluso reconducir una parte importante y significativa de la vida de una persona.

 

VERDE LUNA: ¿En qué medida la literatura fomenta las relaciones personales?                       Maestro Pei Di:

Leer nos ayuda a desaprender, nos reestructura, aporta nuevas experiencias, enfoques, interpretaciones de la realidad que nos orientan ayudándonos a reducir estrés y ansiedad, lo que eventualmente redunda en una mejora generalizada de la salud de la persona.

En la lectura hay un fuerte componente de memoria grupal, la Historia de Herodoto es uno de los mejores ejemplos.

La lectura ayuda a desautomatizar, hace que áres del cerebro que se encontraban dormidas / aletargadas resurjan y que inclusive, empiecen a emplearse otras nuevas.


Dejamos al maestro trabajando en su taller; en su interior el pincel vuela, la tinta baila. Una bella caligrafía rellenará el vacio blanco del papel de arroz.

 

El Maestro Pei Di dijo: “Si quieres alcanzar la iluminación comienza por encender la luz”

Pei_Di_Maestro

—-

Principales referencias bibliográficas:

[1] Fuente: La búsqueda de la felicidad / Eduard Punset

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s